Por qué deberías tener un sistema de identificación y firma electrónica

28 mayo 2020

¿Alguna vez has oído hablar del certificado electrónico, Cl@ve permanente o DNI electrónico? Si es así seguramente has pensado: “uffff qué cacao...”. Y tienes razón. Esta pandemia nos ha hecho ver la importancia de acercar los certificados a la ciudadanía para favorecer la accesibilidad a los servicios de la administración en situaciones de confinamiento como esta.

 

En este post te explicamos las diferencias entre los principales tipos de certificados electrónicos y te compartimos cuál es nuestro favorito y cómo puedes obtenerlo.

¿Qué es un certificado electrónico?

Un certificado electrónico o digital “es un conjunto de datos que permiten la identificación del titular del certificado” o lo que es lo mismo, con tu certificado electrónico podemos verificar que tú eres tú en un entorno digital.

Puedes utilizar el certificado electrónico para intercambiar información con otras personas y entidades de manera segura y electrónica. Por ejemplo, durante esta pandemia y para hacer frente a la recuperación económica, las empresas y autónomos están haciendo uso de su certificado electrónico para solicitar subvenciones para el fomento del empleo. También hemos dado soporte a las empresas que se han visto más afectadas ofreciendo una gestión electrónica de los ERTEs.

Otros ejemplos de la utilidad de los certificados pueden ser: pedir una beca o una ayuda, apuntarte a convocatorias de programas o concursos que te interesen o incluso solicitar una segunda opinión médica.

 

¿Por qué es buena idea tener un certificado electrónico?

  • Son los sistemas más seguros a la hora de autenticarte y firmar.
  • Podrás realizar los trámites de Gobierno de Aragón y de otras entidades desde el sofá de tu casa.
  • No tendrás que desplazarte a firmar un documento o entregar un documento firmado, podrás firmar electrónicamente cualquier documento.
  • Favorece una relación totalmente electrónica con la administración. Podrás hacer las gestiones posteriores sobre tu trámite también de manera telemática.
  • Te facilitará presentar trámites en representación de otras personas.
  • Solo tú y el receptor veréis la información, no hay intermediarios, por lo que garantiza la confidencialidad.
  • El gestor recibirá al momento tu expediente, se agilizan los procesos.
  • Garantiza la integridad de la información intercambiada, asegura que no se produce ninguna manipulación sobre ella. Adiós a que se traspapelen solicitudes.
  • Toda la información se gestiona en formato digital ayudando a disminuir el consumo de papel en la administración.

 

¿Qué certificados electrónicos hay?

Quizás no lo sabes, pero casi seguro ya tienes un certificado electrónico: el DNI electrónico. Si tu DNI tiene chip es un DNI electrónico, el inconveniente es que para utilizarlo necesitas un lector.

Otra opción es el certificado electrónico que expiden la Fábrica de Moneda y Timbre (FNMT) y otras entidades de certificación autorizadas.

La tercera opción es utilizar la plataforma Cl@ve, que admite dos posibilidades de uso: 

En la siguiente tabla recogemos una comparativa de sus características principales: 

Comparativa entre los diferentes certificados electrónicos.

 

Nuestro favorito para la ciudadanía: Cl@ve permanente

El sistema más adecuado para ti dependerá de tus necesidades y tu situación concreta. Nosotros hemos probado todos y el que más nos convence es Cl@ve permanente por su versatilidad en dispositivos y lo cómodo que resulta de utilizar. Se podría decir que es “igual” que cuando haces una operación con tu banco, metes tus claves y confirmas con un SMS.

Principales ventajas de Cl@ve permanente:

  • Sencilla: no necesitas instalar nada en el ordenador.
  • Versátil: puedes utilizarla en cualquier navegador y también desde un teléfono móvil. 
  • Personalizada: puedes configurar tus propias claves. 
  • Completa: además de identificarte, te permite firmar documentos electrónicamente. 
  • Segura: cuando sea necesario recibirás un código temporal por SMS para garantizar la seguridad. 
  • Perdurable: Te das de alta en el sistema una vez para siempre. Cada dos años es necesario actualizar la contraseña, pero si te olvidas no pasa nada, la próxima vez que vayas a utilizar tu Cl@ve te pedirán que la renueves.

 

Cómo conseguir Cl@ve permanente paso a paso

Paso 1: acude a la oficina de registro

Aunque existen diferentes opciones para darte de alta en Cl@ve, nuestra recomendación si todavía no tienes certificado electrónico, es acudir presencialmente a una de las oficinas de registro.

Utiliza este buscador para encontrar tu oficina, recuerda marcar el filtro “Cl@ve” y comprueba si necesitas pedir cita previa.

En la oficina de registro tendrás que indicar:

  • DNI o NIE
  • Número de teléfono móvil 
  • Dirección de correo electrónico

Y recibirás el código de activación. 

 

Paso 2: activa tu usuario y crea tu contraseña

Accede al servicio de activación e introduce:

  • DNI o NIE
  • Dirección de correo electrónico como dato adicional de contraste
  • Código de activación que te dieron en registro

Al enviar los datos recibirás un SMS con un código temporal que deberás introducir. 

Establece la contraseña que prefieras, el programa te indicará los requisitos y recomendaciones de seguridad.

 

Paso 3: utiliza tu Cl@ve permanente para identificarte

Pantalla de selección de método de identificación.

Escoge “Cl@ve permanente” e introduce:

  • DNI o NIE
  • La contraseña que definiste en la activación.
  • Clave temporal que recibirás por SMS en caso que el servicio al que quieres acceder requiera mayor nivel de seguridad.

 

Paso 4: utiliza tu Cl@ve permanente para firmar

La primera vez que firmes se generará tu certificado de firma. Para ello se te redirigirá a los sistemas de la Dirección General de la Policía donde tendrás que introducir otra vez tu contraseña. Esto solo pasará la primera vez que firmes.

Para firmar deberás introducir:

  • Contraseña
  • Clave temporal que recibirás por SMS

Esperamos que este artículo te anime a solicitar tu sistema de identificación y firma electrónica para comenzar a disfrutar de todos los beneficios de relacionarte digitalmente con la administración.